Deseas incluirte en este sitio envia a: webmaster@angelromero.es

Usted está aquí: Inicio > I Bienal > La fotografía > Bayard



Además de ser uno de los más activos (y desafortunados) inventores de procesos fotográficos, el francés Bayard fue un excelente paisajista. Pese a que el mismo había descubierto un sistema de positivado directo, utilizó para sus fotos el proceso negativo-positivo de Talbot.
Se conserva de Bayard un curioso autorretrato en el que el artista francés aparece sentado, con una pose decepcionada y melancólica, en la puerta de una granja. El retrato podría ser un símbolo de irónico destino de este inventor, que se pasó la vida sentado a las puertas de la fama, en la esperanza de una gloria que no le llegó jamás. Una de sus fotos más famosas es la vista de los molinos de viento de la Butte de Montmartre, cuando aquellos descampados estaban a punto de convertirse en el barrio de moda de la bohemia artística. El grano del calotipo resalta el aspecto desolado de la colina.

TÉCNICA HIPPOLYTE B.

Sus primeros experimentos con procesos fotográficos fueron en 1830; descubrió un método de positivado directo, reproduciendo fotografía sobre papel sin negativo, directamente en el proceso de exposición de la cámara. En 1835 su primera exposición fue muy bien acogida por el público y sobretodo por la prensa. En 1837 se dedicó al estudio de la química, examinando detenidamente la acción de la luz sobre los objetos.
Self-Portrait como hombre ahogado (1840)
Self-Portrait en el jardín